Archivo de la etiqueta: la fortuna.

Acerca de las trampas en los dados

Acerca de las trampas en los dados
Alterar los dados para obtener ventaja en el juego y las apuestas no es algo novedoso. Se han localizado dados muy antiguos con este detalle en muchas partes del mundo. Es factible establecer una vinculación entre los jugadores del mundo antiguo y los del mundo moderno por detalles como el mencionado: cierta malicia lúdica hermana a los hombres de cualquier tiempo.

En nuestros días, los casinos más importantes del planeta cuentan con rigurosas medidas de seguridad para determinar si los dados de los que se sirven son válidos. Se evalúa hasta la mínima posibilidad de trampa, cualquier subterfugio en los dados con los que los gamblers apuestan enormes cantidades de dinero. Los dados que utilizan estos casinos son sometidos a revisiones meticulosas y tras cada jornada de juego, se guardan bajo llave para reducir aún más cualquier riesgo de sustitución.

Peligro constante

Si en una partida de Craps un dado brinca de la mesa de juego, lo cual es frecuente, el jefe de la mesa lo quita de inmediato, para que nadie tenga ocasión de sustituirlo. En partidas de Private Craps o en establecimientos para juego clandestinos, las posibilidades de sufrir estafas con dados alterados resultan escandalosas. Lo mejor en ese caso es no arriesgarse.

Juego deshonesto

Cualquier tipo de dado que no presente un cubo perfecto mostrará una tendencia a caer en determinadas caras. La manera más habitual de hacer trucos con los dados es rebajando levemente uno de los cantos. Así se propicia que ciertas de las caras de este dado se exhiban con mayor frecuencia, justamente las que no tienen la superficie rebajada. Los números que ostenten estas caras serán los que más aparezcan y se pueden orientar las apuestas y jugadas hacia estos números, para sacar provecho.

Otros trucos no recomendables

Existe otra manera de hacer trampa con los dados y consiste en aumentar el peso de uno de los lados sin modificar la forma de todo el objeto. Este procedimiento tiene como propósito hacer que la cara opuesta a la alterada y por supuesto, el número que ostenta, se muestre con mayor frecuencia.

Para evitar trampas como la ultima mencionada, algunos casinos usan dados transparentes. Pero el riesgo de que se alteren este tipo de dados, persiste, puesto que la modificación se puede realizar debajo de los puntos. Para ello basta con quitar la pintura con la que se encuentran marcados y posteriormente, volver a pintar los puntos una vez que se ha modificado la estructura del dado.

Ganar en los dados

Ganar en los dados
Para ganar en los dados se puede proceder de dos maneras muy distintas. La primera consiste en hacer trampa. La segunda en seguir estrategias legales y confiables. En cuanto a lo primero, se puede hacer trampa con los dados sin necesidad de trucarlos. Un jugador deshonesto y avezado puede arrojar los dados de tal modo que incremente las posibilidades de que se muestre una faz del mismo. En los craps que se juegan en un casino, los participantes deben lanzar los dados de tal suerte que reboten en la pared. De esta manera se elimina casi por completo cualquier ocasión de abuso.

No obstante, si los dados rebotan contra una superficie blanda un jugador experimentado aun puede proceder con ciertas trampas a su favor.

Difícil trance

Lo complicado es determinar quien es el jugador que está cometiendo trampa con los dados. Medir y pesar los dados a lo largo de una partida de juego, en realidad no es procedente. A final de cuentas las modificaciones que pudieran tener serían mínimas, tanto, que difícilmente podrían ser detectadas. Lo mejor es no participar en partidas improvisadas en donde no se conoce a ciencia cierta la integridad de los demás participantes y mucho menos la procedencia de sus dados. En el caso de los casinos, se supone que la casa protege a los jugadores. Sin embargo, es preciso no confiarse y mantenerse atentos a las circunstancias y detalles que allí acontezcan.

Métodos aceptados

Por el contrario, quien juega lealmente a los dados hace lo correcto, puesto que se trata de los clásicos de casino que más probabilidades brinda de ganar a los participantes. Por ejemplo, en este juego, los contendientes pueden lanzar una apuesta sin ventaja para la banca y la casa paga de acuerdo a las reales probabilidades que se presenten. Para aprovechar al máximo esta situación, los jugadores de dados pueden proceder de la siguiente manera: la apuesta debe de colocarse en la barra de no pase. Con ello se le concede una ventaja mínima al casino, 1,4% y no más que eso. De tal suerte que sabiendo manejar este sistema un jugador de dados puede lograr buenas rachas y ganar notables cantidades de dinero en cada lance. Otras apuestas ganadoras en los dados son por ejemplo, la apuesta Horn, apuesta a duros, Gran 6 y Gran 8 y las apuestas de Campo. Por todo lo anterior, los dados son uno de los juegos de casino más nobles y fascinantes que existen.

Errores comunes de los principiantes del poker

¿Cómo puedes evitar errores comunes?
¿Cómo puedes evitar errores comunes?

Blufeo excesivo

Un gran número de novatos del poker tiene la costumbre de disputar todas las partidas como si estuviesen participando en el torneo profesional más importante del mundo. Esta ambición es loable hasta cierto punto, puesto que el hambre de triunfos generalmente es positiva, pero cuando este afán conduce a precipitaciones y errores, conviene tomar un ritmo de juego más razonable, más calculado. Blufear en exceso es una de las equivocaciones que evidencian a un jugador benjamín. Por lo consiguiente, conviene evitar este error, para no ser presa fácil de los jugadores más experimentados.

Falta de paciencia

Aventurarse en las lides del poker implica afrontar prolongados lapsos, aguardando por naipes provechosos. Los novatos habitualmente carecen de la paciencia que se necesita, por lo consiguiente, un buen consejo para los jugadores de poker principiantes es el de nunca precipitarse: esperar el momento adecuado para efectuar una gran jugada puede significar la diferencia entre la victoria o la derrota.

Ingerir bebidas alcohólicas

El enemigo más peligroso de un jugador de poker nunca es un contendiente, sino el propio casino. El croupier tratará por todos los medios de hacer que un jugador no se lleve ficha alguna. Ese es el motivo por el cual en muchos casinos sirvan bebidas alcohólicas sin costo. El alcohol merma las facultades de cualquier jugador y eso beneficia notablemente a la casa, por eso no hay que beber mientras se juega poker.

Abandonar antes de tiempo

Otra equivocación frecuente entre los jugadores principiantes se presenta cuando aciertan en varias manos seguidas y de inmediato, sin justificación alguna, abandonan el juego llevándose lo que han ganado hasta ese momento. Lo cierto es que deberían proceder justamente de manera opuesta, es decir, aprovechando al máximo la buena racha e imponiendo una imagen dominante ante los contrincantes.

Medirse con rivales superiores

Algunos jugadores novatos caen en el yerro de medirse ante contrincantes que los superan ostensiblemente en experiencia y preparación. El objetivo que persiguen es el de evaluar su propio desempeño como jugadores de poker, pero con frecuencia, lo único que consiguen es perder grandes cantidades de dinero y de confianza en sus propias capacidades de gambler.

Reflexiones acerca del poker

He aquí algunas reflexiones interesantes sobre el juego del poker
He aquí algunas reflexiones interesantes sobre el juego del poker
La meta de todas ellas es motivar a los jugadores principiantes a que logren buenos resultados y a que los jugadores experimentados valoren sus propios logros en la mesa de poker.

“En el poker, a veces lo más importante es permanecer en la mesa de juego, no tanto conseguir la victoria”

Depende mucho la circunstancia de cada jugador el posible provecho de cada partida disputada. Para un jugador con mucha experiencia la presión por ganar es mayor que la que tiene un jugador novato. Para este último es más importante obtener confianza y acrecentar su temple. Una victoria afortunada y rápida no le será tan provechosa como poder mantenerse en la contienda el mayor tiempo posible.

“En el poker, el azar es importante, pero también lo es tomar las decisiones correctas en el momento más adecuado.”

Un error frecuente que se comete al jugar poker es el de sobreestimar el papel que tiene la fortuna para su desarrollo y final resultado. Por ejemplo, si se compara el peso de la suerte en el poker con respecto a otros juegos de azar como el bingo o la ruleta, se hará evidente que resulta mucho menor, puesto que en el poker los jugadores tienen más oportunidades de forjar su propia victoria.

“El poker se define por las siguientes nociones: decisión, oportunidad y azar.”

Es posible que todo juego de azar pueda ser comprendido por estas tres claves: primero por el arrojo que se demuestre en la elección de las jugadas, segundo, en tener la sensibilidad para captar el mejor momento para llevarlas a cabo y finalmente, en captar involuntariamente esa conjunción de circunstancias que se denomina como azar y desenvolverse con respecto a ella.

“Para ganar en el poker hay que determinar a qué mano se apostará. El resto no es más que estimaciones de probabilidades.”

Pocos juegos de azar, tienen la rara particularidad de poner en actividad todas las capacidades humanas a un tiempo. El poker sí lo consigue, puesto que motiva el ejercicio de la intuición y el razonamiento para conseguir un objetivo, derrotar a los rivales y quedarse con el bote completo.

Tal vez no sea conveniente separar el poker cerebral, el estadístico, de aquel poker impetuoso de las corazonadas triunfadoras y las decisiones trepidantes, puesto que ambas vertientes dotan de sentido al juego de azar, que por algo, es el más popular del mundo.

Por un poker inteligente

La inteligencia en el poker se da por supuesta
La inteligencia en el poker se da por supuesta

En lo que sigue comentaremos algunas recomendaciones para desempeñarse inteligentemente en la mesa de póker, obteniendo así una gran oportunidad de ganar.

Juego responsable

Nunca hay que mentir por hacer trampa en el póker. Si bien en ciertas ocasiones parecería que un jugador deshonesto se sale con la suya, a la larga su engaño se hace evidente con las peores consecuencias para su reputación. Y precisamente en cuanto a este punto, hay que pensar en la reputación de un jugador como se consideraría la marca de una empresa.

Es preciso protegerla en todo momento, cuidarla y mantenerla intachable. Respetar a los demás jugadores es una manera segura de lograrlo. Marcar diferencia en la mesa de juego se puede lograr por otras vías, por ejemplo, demostrando competitividad y autonomía, realizando lo opuesto a lo que hacen los demás jugadores en una circunstancia precisa.

Jugar con fundamentos

Nunca hay que jugar póker con la esperanza de triunfar. Las buenas intenciones no bastan en este juego de azar. Es preferible informarse y jugar habiendo estudiado atentamente las posibilidades de ganar que se tienen. Hay que manejar un planteamiento estadístico para cada partida. Hacer anotaciones. Puede sonar excesivo pero no lo es en lo absoluto. Con relación a esto, es muy aconsejable estudiar atentamente a los contrincantes, percibiendo su patrón de juego, asimilando cualquier dato o referencia acerca de su sistema que nos permita superarlos al momento de decidir al ganador de la partida.

Consejos varios

Es importante percatarse de quien se encuentra mirando nuestro propio juego. De esta manera podremos evitar que los rivales lleguen a ponerse de acuerdo y ayudarse secretamente para derrotarnos, o bien, algún espectador malicioso. Con respecto a los jugadores de póker que acostumbran hablar excesivamente a los largo de las partidas, hay que tener cuidado. Muchas veces esta actitud no es más que un recurso para disimular el juego que han obtenido y manejarlo mejor.

Antes de iniciar una partida de póker hay que estar seguro de que se cuenta con el dinero necesario para no quedarse con las manos vacías a la mitad de la velada de juego. En el póker, se debe jugar únicamente lo que se esté dispuesto a perder. Finalmente hay que recordar que los mejores botes se encuentran en las mesas con luces grandes y además, procurar ahuyentar a los mejores rivales lo más pronto que se pueda, para que ellos no lo consigan con respecto a nosotros.

Consejos para triunfar en el poker

Los consejos siempre son bienvenidos en el poker
Los consejos siempre son bienvenidos en el poker
A continuación comentaremos algunos de los consejos más valiosos para triunfar en el póker.

Prudencia y cálculo

La habilidad es más importante que la suerte en los dominios del póker. Esta es una enseñanza capital que nunca hay que olvidar. La fortuna es una constante de gran relevancia, pero a la larga, los jugadores más capaces son los que terminan obteniendo el triunfo. Por otro lado, importante es considerar que el póker es un juego a largo plazo, se puede perder o ganar una mano, pero lo que realmente vale es la resultante a largo plazo.

Llegado el momento conviene apostarlo todo y jugarse la fortuna entera al destino. Es entonces cuando el temperamento- del que tanto se menciona como una condición para campeonar en el póker- debe sentar sus reales. Sin miedo la victoria se propicia más en el póker. Pero igualmente, en cierto momento hay que retirarse sin dudarlo. Un buen jugador de póker no participa en todas sus manos, solamente lo hace cuando tiene una buena combinación, es decir, posibilidades reales de triunfo. Es preciso evitar los errores de los principiantes y determinar el momento exacto para arrojar las cartas.

Cuestión de experiencia

No conviene aventurarse en el póker si no se le conoce a fondo. No importa si otros demuestran tener mucho éxito en ello. Los que no saben jugar bien y se lanzan ciegamente a ruedo son presa fácil de los jugadores más experimentados. Lo mejor para los principiantes es jugar sin dinero para ganar confianza y posteriormente, luego de prepararse bien, entonces sí, comenzar con apuestas moderadas para irlas incrementando razonablemente. Es preciso aprender de las equivocaciones, ese es el valor de las grandes derrotas en el póker. Los triunfos también son instructivos en este caso, adicionalmente a la ganancia económica que dejan, por la experiencia que proporcionan. Pero ello no basta y la lectura atenta de manuales, libros, blogs y la asistencia a conferencias y congresos acerca del póker, es muy provechoso para irse formando como un jugador de altura. Se recomienda convivir con otros jugadores, rodearse de grandes exponentes de los naipes, aprender de su temple y estilo de juego.

Un consejo adicional es la de elegir correctamente la mesa en donde se jugará. Muchas partidas pueden marcar su resultado con anticipación por el solo hecho de no seleccionar la mesa más propicia para ganar. Si por ejemplo, en una mesa hay muchos rivales, se reducen considerablemente las oportunidades de ganar.

Para jugar en las máquinas tragaperras

Las tragaperras tienen también sus truquillos
Las tragaperras tienen también sus truquillos
Los juegos de azar, desde cierta perspectiva, son singulares rituales que nos brindan la vivencia de lo incierto, nos provocan el temor y el temblor de la incertidumbre radical que anima el corazón del mundo. Por esa misma razón hay que adoptar un cierto talante para jugar cada uno de ellos. En el póquer la astucia y el arrojo extremo es lo que conviene, la capacidad de engañar y no ser engañado.

En las máquinas tragaperras, en contraste, es otra manera, una muy distinta, como debe de conducirse un jugador que aspire a ganancias significativas. Conozcamos algunas claves para logarlo, a continuación

Secretos para ganar

Hay que jugar a los slots con un aceptable porcentaje de pago, es decir, un 95%. Es indispensable conocer las probabilidades y los pagos para poder estructurar la mejor estrategia posible. Hay que monitorear que máquinas de slots con mayor frecuencia de premios. Ese tipo de máquinas son las que habitualmente se colocan en la entrada de un casino, estratégicamente, para atraer el mayor número de apostadores.

Jugar con inteligencia

No es recomendable jugar durante toda la velada en una misma máquina tragaperras. No por hacerlo así aseguraremos premio alguno. Incluso la cantidad de dinero apostada, por muy considerable que sea, nada tiene que ver con las oportunidades de obtener el premio más atractivo. La disciplina es una de las claves para tener éxito en las máquinas tragaperras. Antes de comenzar la jornada de apuestas es necesario establecer un límite inflexible con relación a lo que puede perderse e incluso ganarse en las máquinas tragaperras. En cuanto se llegue a tales límites, un jugador debe abandonar de inmediato. Nunca hay que gastar más dinero del que se tiene y es mejor no ganar nada que salir del casino con pérdidas.

Otro aspecto importante es el siguiente: si la suerte no nos sonríe, no hay que apostar fuerte para compensar lo perdido hasta ese momento. Lo que procede en este caso es exactamente lo opuesto, es decir, incrementar la apuesta únicamente cuando se vaya ganando. La razón de ello es que, bajo esas circunstancias favorables, no existe presión alguna para no arriesgar un poco.

Finalmente, como último consejo, hay que leer bien las especificaciones detalladas en cada máquina tragaperras, puesto que aspectos como el del Premio Máximo, cuanto se paga por cada símbolo y más, hay que tenerlos siempre presentes.

Consejos para el Blackjack

El blackjack es uno de los juegos más populares
El blackjack es uno de los juegos más populares
Este juego tiene su mecánica y sus reglas bien precisas, por lo consiguiente, es necesario asimilar las enseñanzas que se desprenden de este divertimento. Se pueden aprender tanto de los manuales como de los jugadores más experimentados. Profundicemos en esta temática en las líneas que siguen.

Claves para ganar

El Blackjack es uno de los escasos juegos en donde resulta casi seguro que las reglas sean diferentes dependiendo el casino. Incluso puede darse el caso de que, en un mismo casino se presenten diferencias radicales en las formas practicadas para este popular juego de naipes. Por lo tanto, el primer consejo sería el de tomar conocimiento, antes de jugar, de las reglas y variaciones de Blackjack que se manejan en un determinado casino. Hay que recordar que el objetivo del Blackjack es superar al croupier y que las manos de los rivales no influyan en el juego propio.

Un juego intenso

En el Blackjack es fácil que se acelere el temperamento y las emociones traicionen nuestras jugadas. En este sentido, hay que procurar estar siempre tranquilos y no cargarla en contra del croupier cuando una mano no sea lo afortunada que esperamos. Hay que concentrarse y jugar sin comentario alguno. En caso de que los rivales provoquen nerviosismo, lo procedente es cambiar de mesa para continuar jugando.

Apuestas bien realizadas

En el Blackjack se manejan apuestas mínimas, no obstante, estas apuestas varían mucho conforme al número de contendientes que hay en la mesa de juego. Si hay muchos rivales, las apuestas mínimas se incrementan y por el contrario, si no hay muchos jugadores, las apuestas mínimas bajan para así atraer más gente a la partida. Es recomendable crear una rutina personal de juego. Si no se ha tenido buena suerte en una mesa de juego, hay que cambiar a otra, para tratar de revertir la mala fortuna.

Por último, cabe recordar que únicamente el 31 por ciento de las cartas en el Blackjack tiene un valor de diez. Por lo tanto, nunca hay que confiarse en que la siguiente carta salga precisamente con ese valor. El Blackjack es un juego de azar que requiere de una gran potencia intuitiva, pero también de una destreza reflexiva para poder seguir la aritmética y la estadística de las jugadas.

Las apuestas en los casinos

Las apuestas en el poker no son sólo cuestión de suerte
Las apuestas en el poker no son sólo cuestión de suerte
Cada uno de los juegos de casino requiere una forma específica de apostar, puesto que dependiendo el juego es como se presentan las posibilidades, reglas y dinámicas correspondientes.

Otra clave de comprensión que no debe pasarse por alto es el hecho de que cuando más grandes sean las posibilidades de salir triunfador en un juego de azar, menores serán los premios que se ofrezcan en él. Continuemos este comentario acerca de las apuestas en los casinos.

Sabiduría en las apuestas

No debe olvidarse que las apuestas que pagan mejor con las que menos probabilidades tienen de acertar en el juego. De tal suerte que una buena recomendación consiste en hallar apuestas que resulten niveladas, puesto que de esta manera se podrán obtener botes y premios de manera frecuente. Un buen apostador de casino, siempre irá por apuestas que sean seguras y redituables. Nunca es bueno ir el todo por el todo en pos de apuestas colosales. Si se elige esta apresurada vía, lo más plausible es que pronto termine uno con los bolsillos vacíos.

Juego reflexivo

Conviene meditar detenidamente cada apuesta por realizar, considerando las posibilidades que existen para el éxito de cada lance o jugada. En este sentido, solo hay que usar los sistemas de apuestas que sean razonables y de probada eficacia. Una regla de oro del gambling expresa que es mejor ganar algo que no ganar nada. Con relación a ello, una buena alternativa para forjarse un estilo de juego racional es estudiar las posibilidades de la numerología en los juegos de azar, en especial en la ruleta.

El destino en números

De acuerdo a los discursos de la numerología cada individuo, desde su nacimiento hasta el final de sus días, puede ser comprendido en su ser a través de números. De tal modo que cada experiencia de su vida puede ser explicada por medio de cifras. En el caso de las apuestas, lo que se necesita saber es cuales son los números que nos corresponden de acuerdo a la fecha de nacimiento y referencias similares.

De este modo se podrán obtener los números que nos son más propicios, para desarrollar apuestas con ellos. Puede o no, asumirse la numerología como estrategia de juego, sin embargo, el simple hecho de que nos invite a pensar cada apuesta realizada ya es algo de gran valor.

Consejos para jugar la máquina tragaperras

Las máquinas tragaperras son entretenidas y dan beneficios
Las máquinas tragaperras son entretenidas y dan beneficios
A pesar de todo las maquinas tragaperras tienen preponderancia por su facilidad de uso y sus generosas ganancias. Y aun cuando sus asiduos tengan malas jornadas siempre regresan con entusiasmo y esperanza de poder revertir tales resultados con un solo lance. Precisamente para estos aficionados vamos a comentar algunas claves para tener un mejor juego y posibles ganancias.

1.- Elegir bien

Se necesita observar bien y relacionarse con otros jugadores para conocer cuál es la máquina más abordable. Esto puede ser sorpresivo para muchos, puesto que pocos juegos de azar pueden ser considerados tan solitarios e individuales como el de la máquina tragaperras. Sin embargo, saber cual máquina es la más redituable, por medio de compartir con los demás pareceres y perspectivas puede auxiliarnos para saber cuántas monedas se necesitan arriesgar en una tragaperras en específico, para obtener ganancias.

2.-

Arriesgar con mayúsculas

En el juego de las tragaperras entre más dinero se apueste más se gana. Quien se expone con valentía en este divertimento de azar aumenta sus posibilidades de recuperar lo apostado y hacerse de jugosas ganancias. De nuevo, en este sentido, es vital saber que la máquina elegida es amable y tiende a retornar el dinero jugado en ella y más aún.

3.- Conforme al presupuesto

No obstante las recomendaciones anteriores, no hay que olvidar que toda estrategia de juego en las tragaperras debe estar fundamentada totalmente en una estimación del capital propio. Si se acude al juego con la idea de que no se va a conseguir nada, lo más seguro es que esto condicionará totalmente el gasto que se decida realizar. Por lo consiguiente el dinero que se tenga planeado poner en juego será la pauta del posible alcance de las ganancias que se obtengan al final.

4.- Cabeza fría, intuición caliente

Es preciso no precipitarse, puesto que las tragamonedas son adictivas y al calor de las ganancias se siente el cosquilleo por intentar más y más fuerte. Las maquinas de una sola línea de pago en donde apostando menos se gana más son el conducto para obtener mejores dividendos. Si se cuenta con poco dinero para apostar es necesario evitar las maquinas tragaperras sucesivas.

Pensar en la suerte

La suerte viene como se va
La suerte viene como se va
Hay que determinar en qué se falló para evitar en lo futuro cometer ese desacierto y por supuesto, identificar cual fue la vía que nos llevó a obtener una victoria, para aspirar a repetirla. Meditemos más acerca de los juegos de azar y su circunstancia para aprender y comprender las claves del éxito en ellos.

Esperarlo todo

En los juegos de azar se deben anticipar todos los posibles resultados. Una actitud como esta, a la larga, nos forjará un sólido carácter orientado a la victoria. No se tiene nunca nada garantizado en los casinos. Para comprenderlo a ciencia cierta, basta con recordar las palabras del poeta italiano Francesco Petrarca quien se expresaba de esta manera: “Felices ustedes mortales, si entre tantos escarnios como puede inferir la fortuna, únicamente soportan los moderados y no los extremos”.

De esta manera, hay que visualizar una sesión de juego como un tiempo es donde se pueden tener toda una variedad de resultados y no necesariamente catastróficas derrotas o exorbitantes victorias. Nada está escrito en el azar.

Aprovechar nuestro momento

Cuando finalmente las circunstancias de un juego de azar se concilian para gestar nuestra buena fortuna no debemos titubear en aprovecharlas al máximo. Pierre de Ronsard, el célebre poeta francés, comentó en alguna ocasión “Vive ahora, no aguardes a que llegue el mañana. Toma hoy mismo las rosas que te ofrece la vida”. Así pues, no se deben dejar pasar los instantes de muchas ganancias por mor de un exceso de prudencia. Si se tiene un buen día en el casino hay que aprovecharlo a plenitud, con el conocimiento de que el mañana es por demás incierto.

Atentos siempre

Nunca hay que concentrarse en el flujo de las jugadas tanto como para pasar por alto las circunstancias en las que se producen. Hay que tener la atenta paciencia de esperar una buena racha y saberla disfrutar. Miguel de Cervantes, autor del Quijote, escribió alguna vez “El que no sabe gozar de la ventura cuando le viene, no se debe quejar si se le pasa”. Por lo tanto, es preciso percatarse de los entornos que propiciaron ciertas circunstancias exitosas de juego, aprovecharlas de inmediato y disfrutarlas por completo.